Co-Working

¿Se puede emprender en criminología?

El mayor reto para todo estudiante al egresar de la universidad es integrarse a la actividad laboral dentro del sector público o privado. Para el egresado de la carrera de Criminología no es la excepción y en los últimos años las universidades que ofertan las licenciaturas en Criminología, Criminalística y Ciencias Forenses en el país (México) han incrementado su matrícula, al igual que se han inaugurado nuevos centros educativos debido a la demanda, tal parece que estamos en la época de las modas y el estudiar criminología o alguna ciencia a fin se encuentra bajo esta temática.

De acuerdo con datos por parte del Instituto Mexicano de la Competitividad durante el año 2018 [1] se encontraban cursando a nivel nacional la carrera en Criminología (estos datos engloban a las carreras de Criminalística y Ciencias Forenses) un total de 63,122 alumnos, y existe un total de 278 universidades que ofertan estas licenciaturas en el país.

donde estudian

Hasta el año 2018 existía un total de 55,341 de personas que estudiaron esta carrera y a nivel nacional la criminología ocupaba el lugar número 42 de 60 carreras universitarias. La condición laboral es la siguiente con una tasa de ocupación del 92.3%, una tasa de desempleo del 7.7% y una tasa de informalidad del 27.6% a nivel nacional.

cuantos son

condicion laboral

Los principales sectores en los que trabajan los criminólogos son con el 43.4% en actividades gubernamentales, 9.5% comercio al por menor, 7.7% transportes, correos y almacenamiento, 7.3% industrias manufactureras y el 4.8% servicios de salud y asistencia social. De este universo los puestos que ocupan los criminólogos en sus puestos de trabajo son los siguientes 87.7% son subordinado, 3.0% empleador, 6.3% trabaja por cuenta propia y el 2.9% realiza trabajos sin recibir alguna remuneración a cambio.

sectores de empleo

posicion

Si bien la criminología aun no se encuentra entre las carreras con mayor demanda si son de pensarse los indices de desempleo e informalidad que representa, sumando los bajos porcentajes de trabajo por cuenta propia que nos pueden indicar que un número menor de criminólogos le apuestan al emprendimento.

Algunos de los factores que pueden provocar la frustración laboral para el profesional en criminología son los siguientes:

  • Desconocimiento durante la formación académica y al egresar de la universidad de los alcances y oportunidades del desarrollo de la criminología.

  • No existe una motivación en la mayoría de las instituciones educativas para que el estudiante realice investigaciones académicas y científicas, por ende, es muy baja la tasa de alumnos que llegan a obtener el grado académico mediante la elaboración de tesis.

  • Planes de estudio desactualizados.

  • Poco interés en la lectura.

  • Vivir en una realidad de fantasía y morbosidad.

  • Ser un profesional en criminología no lo es todo, en un mundo donde la dinámica criminal se encuentra en constante evolución exige que el criminólogo se actualice para intervenir en ciertas aéreas específicas. La formación por citar algunos ejemplos en primeros auxilios, uso y manejo de extintores, conocimientos de normas mexicanas en seguridad y salud en el trabajo, manejo defensivo, excel (avanzado), auditorias en seguridad, gestión de riesgos y el hablar otro idioma son un valor agregado a la hora de competir por una vacante laboral.

  • No existe una cultura del emprendimiento e innovación.

Dejo a consideración del lector el agregar u omitir los puntos anteriores.

¿A través del emprendimiento se pueden generar las oportunidades laborales para los criminólogos? ¿Se puede emprender en criminología? Antes de responder a los cuestionamientos planteados definamos que es un emprendedor.

De acuerdo con el escritor Javier Pelayo González [2] “emprendedor se refiere a aquellas personas que son capaces de generar proyectos, ponerlos en marcha y asumir con autonomía y responsabilidad las consecuencias que de ellos se derivan”. Si bien en un significado general entendemos que por emprendedor se conoce a las personas que desarrollan un modelo de negocios y buscan resolver las necesidades de un sector de la población.

Algunas de las características presentes en los emprendedores y que con el paso del tiempo llegan a desarrollar son las siguientes:

  • Iniciativa.

  • Pasión.

  • Inspiración.

  • Autonomía.

  • Creatividad.

  • Innovación.

  • Liderazgo.

  • Tolerancia al riesgo.

  • Capacidad de adaptarse a los cambios.

Entonces, ¿El emprendimiento puede ser una solución para la generación de empleos para el sector de la criminología? la respuesta es sí. Las y los criminólogos pueden tomar dos tendencias de emprendimiento como consultor y como emprendedor social.

Una de las oportunidades clásicas de emprendimiento es a través de una consultoría, en este caso para el profesional en criminología es una idea rentable y de gran proyección a futuro. La consultoría es un servicio de asesoría especializada e independiente al que recurren las empresas en diferentes industrias con el fin de encontrar soluciones a uno o más de sus problemas de negocio o necesidades empresariales, que se sustenta en la innovación, la experiencia, el conocimiento, las habilidades de los profesionales, los métodos y las herramientas.

Una de las oportunidades laborales que actualmente permite el desarrollo profesional del criminólogo es el sector empresarial; la dinámica criminal que se encuentra en una constante evolución nos exige el prepararnos más y el tener otra visión de mercado en las organizaciones empresariales, no todas las empresas pueden costear el contar con un criminólogo de planta (pagado vía nomina) sobre todo las pymes pero es aquí donde se encuentra la oportunidad para explotar los servicios de consultoría. Todo depende de los estudios de mercado y la viabilidad de estos.

Se entiende por un Emprendimiento Social a un tipo de empresa distinto de la típica empresa privada con fines de lucro y también de la empresa pública del sector estatal, cuyo cometido es la satisfacción de las necesidades, medioambientales o de otro tipo, de la comunidad en la que se desenvuelve, visto así, los emprendimientos sociales aplican métodos de mercado para lograr objetivos sociales. Las buenas acciones no están peleadas con la generación de recursos económicos, esta es un área importante donde la criminología puede relucir y generar un impacto positivo a la sociedad, sobre todo creando estrategias con ideas innovadoras para buscar un cambio social tratando de resolver la problemática de inseguridad y violencia que existe actualmente en el país.

Un claro ejemplo de los proyectos de emprendimiento social son la OSC (Organizaciones de la Sociedad Civil) ya que juegan un papel importante en la sociedad, los ciudadanos y los movimientos sociales se organizan en torno a determinados objetivos, grupos de personas, o temas de interés pudiendo englobar en sus actividades a las autoridades locales, los hombres de negocio y el mundo de la investigación.

Las OSC son necesarias sobre todo si tomamos en cuenta que:

  • El mercado no ofrece soluciones para atender todas las necesidades sociales y atender a todos los sectores.

  • El Estado tiene limitaciones para atender y garantizar el bienestar social de la población (sobre todo en Estados en vías de desarrollo).

  • La sociedad debe de ser participe de su propio desarrollo.

Las universidades y asociaciones de Criminólogos deben apostar a la incubación de proyectos sociales con el respaldo de estudios científicos los cuales puedan aportar en pro del beneficio social. Tal vez en un futuro alguna universidad pueda crear las condiciones idóneas para agregar a lista de materias curriculares algún modulo o taller de emprendimiento.

Han sido pocos los profesionales en Criminología los cuales han creado un emprendimiento social y sin duda sus acciones están generando camino para las futuras generaciones que es de reconocer y aplaudir.

Te comparto algunas recomendaciones en base a mi experiencia espero sean de ayuda para ti si te encuentras en el proceso o decides emprender.

  • Conócete a ti mismo. Antes de querer emprender reflexiona si estás dispuesto a sacrificar tiempo, dinero, amistades, familia, pareja. Puedes tener la mejor idea de negocio, pero para que los frutos de tu emprendiendo sean palpables y se genere el retorno de la inversión es un proceso que puede durar años y para lograrlo necesitas enfocar toda tu energía incluso ser un 24/7. Al momento de emprender la única persona que es responsable del éxito o fracaso del proyecto eres tú, tienes que ser consciente que nadie estará detrás de ti supervisando los avances o resultados que tu generes así que, si no te gusta ser disciplinado, responsable, las ventas o le tienes pánico a no tener un ingreso económico que sea seguro de manera semanal, quincenal o mensual no te recomiendo el emprender.

  • Crea un modelo de negocios. Todos podemos tener una idea, pero para que funcione se tiene que desarrollar mediante un modelo de negocios en el cual se recogen las bases, cimientos o el croquis del valor del negocio o proyecto. En resumen, en esta parte tienes que plasmar, cual será tu actividad comercial, quienes serán tus clientes, como vas a llegar a ellos, tus aliados y el financiamiento del proyecto. Te recomiendo echarle un vistazo al modelo de negocio canvas es sencillo y muy fácil de entender.

  • Objetivos claros. Proyecta por medio de tu modelo de negocios hacia donde quieres llevar tu proyecto ponte metas a corto, mediano y largo plazo. Ejemplo si tu meta es crear una consultoría en prevención de pérdidas enfocada a pymes los cuales no pueden pagar el sueldo de un especialista de planta, pero si la de un consultor esta sería una meta a corto plazo la venta de tus servicios como consultor. Una meta a mediano plazo sería el ofertar servicios como la venta de cámaras de seguridad estas llevando a otro nivel tu negocio y generando otra entrada de efectivo, no solo eres consultor sino ahora también proveedor, por último, una meta a largo plazo seria que en 5 o 10 años dependiendo del crecimiento de tu negocio veas la necesidad de convertir tu consultoría en una empresa de seguridad privada.

  • Especialízate. El peor error de un criminólogo es creer que ya lo sabe todo. El camino el día de hoy para que la criminología pueda generar un impacto positivo en la sociedad es la especialización. Al egresar de la universidad por así decirlo se tiene un panorama general de la criminología (algo así como un criminólogo general) tienes que especializar tus conocimientos hacia el sector que te apasione.

  • Formación continua. Actualízate, busca cursos, certificaciones, talleres seminarios o congresos que sean de utilidad para tu desarrollo y crecimiento profesional, invierte en libros. Nunca dejes de aprender.

  • Asesórate de expertos. Contrata un buen contador, abogado y mercadólogo. Sin duda estos profesionales serán tus aliados para alcanzar tus objetivos. Un contador será tu aliado para todo lo referente a lo fiscal. Un abogado para las cuestiones de contratos, cobros, pleitos, etc. Por último, un mercadólogo que mediante estrategias de venta te ayude a la captación de futuros clientes, recuerda tu trabajo siempre será una excelente carta de presentación.

  • No busques generar riqueza al inicio. La estabilidad financiera no llega de la noche a la mañana. No te harás millonario, al iniciar tu proyecto muchas veces tendrás que trabajar sin algún sueldo sobre todo para que tus futuros clientes conozcan tus servicios o producto. Tienes que saber administrar tus ingresos, reinvertir en el proyecto y buscar el retorno de la inversión en un mediano plazo.

  • Genera resiliencia. La capacidad que tiene un emprendedor o equipo para reponerse de la adversidad y seguir proyectando al futuro. Es una de las bendiciones del emprendimiento el generar resiliencia, habrá muchas veces que el plan A no sirva y tendremos que ocupar un plan B, C, D, etc. Llegará el momento en que tengas ganas de tirar la toalla, el único combustible que te motivara a seguir es la pasión que tienes para realizar las cosas.

  • Elige bien a tus socios. Si en algún momento del proyecto decides crear sinergia con otra persona o crear un equipo elígelos bien. No existe una regla establecida, pero recuerda no mezclar la amistad con los negocios tu más que nadie conoce a la gente con la que te rodeas y muchas veces el exceso de confianza pueden cobrarte la factura. Rodéate de gente que tenga las mismas metas y las ganas de generar que vean oportunidades de crecimiento del proyecto donde tu no las ves, que todos tengan un rol fundamental en tu organización, pero sobre todo que compartan tus valores y las del equipo. Conoce bien a tu equipo porque de hoy en adelante serán parte de tu familia.

  • Construye una red de contactos. Apóyate de los demás para el crecimiento de tu proyecto, sigue a otros profesionales del área que te motiven a crecer como persona y profesionalmente.

  • Coworking. Uno de los errores más comunes de todo emprendedor es rentar una oficina en los inicios del proyecto. Si bien el tener una oficia genera confianza a tus clientes también es un gasto fijo que hay que cubrir de manera mensual eso sin contar que algunos casos hay que realizar el depósito y pago de un mes por adelantado sumando la instalación de servicios como luz, internet y telefonía. Te recomiendo buscar el servicio de coworking que son oficinas amuebladas y las puedes utilizar por hora, día, semana o mes dependiendo de tus necesidades, la mayoría te ofrece el servicio de internet ilimitado, coffe break y espacio para recibir a tus clientes como sala de juntas incluso el llevar tu agenda y buzón. Sin duda ahorraras costos.

  • Apóyate de la tecnología. Aprovecha las ventajas de la era tecnológica herramientas como Dropbox, Zoho, Slack, Hootsuite, WordPress, Canva, Evernote, Google, entre otras pueden convertir a tu dispositivo móvil en tu oficina. Invierte en estrategias de venta de redes sociales a través de ellas genera las oportunidades para dar a conocer tus servicios.

  • Tómate tu tiempo. Bien lo dice el refrán “más vale gota que dure no chorro que se acabe”, no te desmotives si los pasos que das son pequeños, respira profundo no generes estrés la competencia solo es contigo no con nadie más. Es válido tener otras fuentes de ingreso mientras el proyecto va tomando forma. Si en este momento tienes un empleo formal no lo descuides y aprovecha esa oportunidad para absorber todo el conocimiento y la experiencia. Si durante el emprendimiento se te presenta una buena oportunidad para incrementar tu experiencia y tus ingresos tómalo, pero no pierdas el rumbo, pero, sobre todo

  • Nunca dejes de creer en ti. Todos quieren ser parte del resultado mas no del proceso. Lo importante es que realices lo que te apasiona, mucha gente al iniciar tal vez no tenga fe en tu proyecto, te tachen de soñador que en un sentido filosófico eso es un emprendedor aquella persona que sueña y hace realidad sus sueños. No te desanimes la magia ocurre en el hacer.

Si ya tienes un proyecto de emprendimiento o estas en el proceso lo mejor que puedes hacer por el gremio es emplear, recomendar o darle la oportunidad a otro colega.

Referencias.

[1] Instituto Mexicano de la Competitividad A.C., Universidades que ofrecen Criminología, julio 16.2019 de IMCO Sitio web: http://imco.org.mx/comparacarreras/carrera/342

[2] Luna, Nadia (mayo,2018), ¿Qués es un emprendedor?, Entreprenuer. julio 16, 2019 Sitio web: https://www.entrepreneur.com/article/312134

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: